Formas naturales de combatir el insomnio

Según datos publicados en 2019 por la Organización Mundial de la Salud (OMS), los trastornos del sueño afectan a alrededor del 45% de la población mundial, y en Brasil, la cifra ya es del 40%. Quejas como estrés, cansancio físico y mental, ansiedad y cambios en la rutina se incluyen en la lista de causas de este , sumándose al tan famoso, comentado y odiado insomnio; el hombre del saco que ha perseguido a la sociedad moderna, especialmente a aquellos que viven en las grandes ciudades y regiones metropolitanas.

Tras la llegada del nuevo coronavirus, protagonista responsable de afectar la vida diaria de gran parte de la población, la empresa global de innovación corporativa The Bakery decidió realizar una encuesta para conocer cómo va la calidad del sueño de las personas durante la pandemia. El estudio, que se llevó a cabo en los meses de mayo y junio, con cerca de 780 participantes de todo el mundo, mostró que casi la mitad de esta porción lucha con problemas al acostarse.

La dificultad para conciliar el sueño está asociada a varios factores, y varía según la realidad individual y las vivencias de cada uno. Sin embargo, la mayoría de las razones mencionadas son el uso de medicamentos (muchos terminan conteniendo cafeína y estimulantes), hábitos que desequilibran y desajustan el ciclo del sueño, preocupaciones sobre la familia, las finanzas y el trabajo, y también condiciones más graves como depresión y dolor crónico.

Antes de que la situación empeore y aumente la necesidad de una evaluación médica, quien padezca esta pesadilla, sin embargo, puede experimentar algunos recursos naturales favorables en la lucha contra el insomnio. Hemos preparado algunos consejos sobre cómo evitar este tipo de trastornos, con medidas sencillas y fáciles de implementar en el día a día. ¡Revisa!

Apueste por un buen colchón y deje el ambiente propicio para la siesta

Prestar especial atención al lugar donde dormimos no solo interfiere con el progreso del sueño, un rincón limpio, armonioso y organizado estimula la sensación de bienestar y relajación, haciendo todo más agradable. Para hacer que el momento sea aún más agradable, invierta en colchones y almohadas funcionales. Los productos adecuados y adaptados para la comodidad ayudan a reducir las molestias habituales, como el dolor de espalda y columna.

Disfrute de los beneficios de los tés y sustancias con activos calmantes.

Tomar somníferos sin comprobar la urgencia real de la medida puede conllevar graves riesgos. Entre los más comunes se encuentran: disfunciones hormonales y sexuales, pérdida de memoria y dependencia. La medicina herbal natural y antigua entra en juego como un fuerte aliado en un intento de vigorizar las energías sin el atractivo de los ansiolíticos. Para tranquilizar, recomendamos manzanilla, tilo, limoncillo, tés de valeriana y el famoso jugo de maracuyá.

Tome una ducha caliente antes de acostarse

El volumen de información almacenada en nuestro cerebro contribuye en gran medida a la batalla de ralentizar el cerebro después de un día ajetreado. Para facilitar el proceso, tomar un baño caliente antes de acostarse activa la termorregulación del sistema fisiológico, que en consecuencia mejora la circulación sanguínea. Como resultado, las posibilidades de conciliar el sueño y disfrutar de una noche relajante serán mayores.

Los ejercicios físicos son fundamentales para la salud integral

El sedentarismo es un mal capaz de desencadenar gradualmente una serie de enfermedades peligrosas. La falta de actividad física hace que la salud empeore, de forma integral. Ejemplos de obesidad, diabetes, aumento del colesterol y la presión arterial, infartos y atrofia muscular son algunos de los ejemplos que componen la lista. Haciendo autostop en el pronóstico, los trastornos del sueño son, asimismo, síntomas frecuentes incluidos en el diagnóstico. Hacer ejercicio al menos 20 minutos al día ya ayuda a minimizar el daño.

Aromaterapia como pareja

Conocido por su capacidad para combatir trastornos de la rutina como dolores de cabeza, infecciones, inflamación, entre otras patologías, para dormir, las indicaciones se deben a los aromas de romero, sándalo, jazmín, manzanilla, lavanda, limón e ylang-ylang. Los aceites esenciales son bastante atractivos por sus propiedades y variedades, además de la sencillez que se encuentra en el manejo de los productos y también por la terapia rentable, que suele ser asequible.

Melatonina para quienes te quieren

Las preocupaciones que algunos consideran pequeñas pueden marcar la diferencia en los resultados cuando se trata de descansar. Actitudes como, en promedio, una hora y media antes de apagar todos los dispositivos electrónicos acelerarán la producción hormonal de melatonina y se encargarán de ajustar esta función en nuestro organismo. Cuanto menor sea la exposición a la luz y el uso previo de dispositivos, mejor será el resto.

Crea una rutina e intenta seguirla con la máxima disciplina

Encajar una rutina funcional en medio de los cambios actuales dependerá mucho de las tareas y hábitos que practique cada uno. Sin embargo, preparar el terreno para noches más tranquilas es esencial y debe verse como un paso importante en este ritual. Lo ideal es comenzar a incluir gradualmente lo que se adapta al estilo de vida de la persona. Tratar de establecer un horario regular para dormir y despertarse todos los días suena como un desafío, pero la iniciativa puede ayudar.

También te puede interesar

Los efectos secundarios de la privación del sueño causan graves daños al organismo. Ignorar la orden que nos pide un descanso de 7 a 8 horas para mantenernos sanos y en equilibrio nos traerá molestias más adelante. Sin embargo, sabemos que es posible evitarlos o minimizarlos si añadimos cuidados básicos al tratamiento que nos damos, en el ahora y no después.